Sencillo remedio para eliminar mal olor en habitaciones cerradas

Ahora que hace más frío nos pasamos más tiempo metidos en las habitaciones con las ventanas cerradas, y sobre todo cuando nos ponemos a estudiar nuestro instrumento, pasamos varias horas en un espacio sin ventilación haciendo actividad física.
Nos movemos, sudamos y al final siempre queda el ambiente un poco cargado por el olor normal del cuerpo.

Una forma de no tener que abrir tanto las ventanas para airear la habitación es poner una vela aromática.



 La combustión de la vela, aparte de dar un toque de olor muy agradable, consume también el hidrógeno, nitrógeno, metano y demás gases que se producen por la sudoración, al ser estos muy volátiles e inflamables.

Además es un método muy barato, porque la vela en sí cuesta un euro y nos dura muchas horas. Hay diferentes tipos de ambientación con un montón de fragancias y combinaciones para ir cambiando.

Así no dejamos que entre el aire frío, ahorramos en calefacción y los malos olores desaparecen